domingo, 30 de marzo de 2008

Historias de viajeros...

Second Life es un universo donde los espíritus viajeros pueden encontrarse a sus anchas. En cierta medida casi todos hemos empezado en Second Life, viajando.
Viajar es gratis, no has de pagar peajes, ni gasolina, solamente tienes que hacer una búsqueda y en un instante (si el sistema no te echa fuera) aterrizas en lugares de ensueño, de terror, de un innombrable y melancólico romanticismo, lugares atestados de tiendas, de discotecas, de sexo, de soledad...
He conocido grandes viajeros y viajeras en SL. Gente que hace del viaje su modo de vida. Gente que disfruta descubriendo en solitario o en grupo esos lugares que te dejan con la boca abierta cuando los ves. Yo mismo, he disfrutado mucho viajando, solo o en buena compañía. He vivido noches mágicas en lugares de ensueño, he viajado a templos descomunales, he apreciado la belleza de la sencillez, me he intrigado con una construcción inesperada o he gozado con los detalles esquisitos de un determinado ambiente o época.
Sin embargo, si alguien me pregunta sobre SL y los viajes, yo le diria que en mi caso, el mayor viaje que he experimentado en Second Life ha sido un viaje interior. Un viaje del alma.
Quién me iba a decir cuando entre en SL sin saber muy bien de qué iba esto que en este metaverso iba a poder viajar dentro de mis emociones mas profundas. Reflexionar sobre la condición humana que se trasluce detras de los avatares. Conocer tantas y tantas historias de viajeros. Pero no sobre localizaciones, sino sobre sus propias geografías, sobre sus sentimientos, sobre sus modos de ver la vida.
He soñado, he hecho soñar, he sufrido y he hecho sufrir. He viajado a lo profundo de la condición humana y tambien he vislumbrado la belleza de los sentimientos. En este viaje he sufrido grandes decepciones pero tambien he comprobado que hay gente honesta e íntegra que mantiene su propio rumbo y que ha sido una gran satisfacción haber caminado unos metros a su lado.
Viajeros que pasan, viajeros que lucieron intensamente en el camino y luego se desvanecieron en la nada, viajeros que siguen ahi a pesar de todo, viajeros que decidieron coger otro tren para irse muy lejos, viajeros que van y vienen....
Sí, puedes viajar de muchas maneras en SL, sin embargo, de una u otra forma, todos acabamos haciendo nuestro propio viaje interior. Un viaje que nos hace reflexionar sobre nuestra propia condición y sobre la de los demas. Hay quien viaja intensamente, poniendo sus sentimientos en el viaje, otros viajan de una manera mas tenue, hay quien viaja de aqui para alla, otros casi no se mueven de su sitio, de sus convicciones....
He aprovechado un momento de soledad para visitar un hermoso sitio y de paso reflexionar sobre estas cosas que os he dicho. Mirar lo que crean otros mientras reflexionas sobre lo que creas tu mismo en tu interior....



Lector o lectora de este blog....acuerdate que lo mas importante de un viaje no es el destino..sino el modo en como viajas...

Mientras, me acuerdo de una vieja canción de Franco Batiatto:



Nómadas que buscan los ángulos de la tranquilidad,
en las nieblas del norte, en los tumultos civilizados,
entre los claros oscuros y la monotonía de los días que pasan.
Caminante que vas buscando la paz en el crepúsculo
la encontrarás,
la encontrarás
al final de tu camino.

Largo el tránsito de la aparente dualidad,
la lluvia de Septiembre
despierta el vacío de mi cuarto
y los lamentos de la soledad aún se prolongan.
Como un extranjero no siento ataduras del sentimiento,
y me iré
de la ciudad,
esperando un nuevo despertar.

Los viajantes van en busca de hospitalidad,
en pueblos soleados, en los bajos fondos de la inmensidad,
y después duermen sobre las almohadas de la tierra.
Forastero que buscas la dimensión insondable,
la encontrarás
fuera de la ciudad,
al final de tu camino.

Música: "Nómadas" por Franco Batiatto. Escúchala usando la radio de este blog

5 comentarios:

Oteaba Auer dijo...

Buenas reflexiones de tu paso por la plataforma virtual que compartimos; pero me ceñiré al trasfondo....a ese viaje al alma en que te desnudas, sin pudor, descubriendo tu experiencia personal
Ese viaje, más profundo, del que hablas, creo que es un tránsito interior, hacia la madurez, hacia nuestra autoaceptación como adultos imperfectos. Una renuncia definitiva de lo que fuimos y una afirmación serena (y optimista) del qeu ha de ser nuestro momento y nuestro lugar en cada instante vital.
Parafraseándote “Mirar lo que crean otros mientras reflexionas sobre lo que creas tu mismo en tu interior” Pienso que quizás asitmos pasivos a la función teatral y luego abucheamos y criticamos a los actores. ¿Por qué no salimos a la escena, o al menos, lo intentamos?
Quizás se tarte de que cada persona, tenga sus tiempos,... deba llegar a su propio entendimiento, a sus porpias conclusiones, y deberá afrontar sus propias encrucijadas, tomando las decisiones necesarias en cada una de ellas. Yo no puedo caminar por nadei; pero si puedo contribuir, de algún modo, a que el paseo sea muy placentero. ¡Uy! Menudito peñazo de respuesta; pero es que al leerte no pude evitar contestarte sobre lo que me pareció más trascendetal…
Alex, un post lleno de matices,..Enhorabuena por él, Saludos

Pantano Boa dijo...

Precioso artículo, Aleix.
Por mi experiencia, coincido contigo en casi todo y especialmente con lo que concluyes:
En la vida -en cualquier vida- sea viaje, sea creación, sea cualquier proyecto, por muy satisfactorio que pueda llegar a ser el resultado, lo verdaderamente importante siempre es el proceso. Es lo que siempre te llevas y marca tu experiencia vital.

Un saludo.

Ive dijo...

Sin duda el mejor viaje que se hace es al interior de uno mismo.
Hay veces en que el camino es marcado, todo hermoso y placentero, en cambio hay otras veces en la que varios caminos se cruzan y nos cuesta ver cúal es el que nos llevará a nuestro mejor destino.
Me quedo con la frase de Ote, "puedo contribuir a que el camino sea placentero". Ya sabes de qué hablo. Gracias por estar ahí.

HATSUE dijo...

naCuando entre en Sl fue para hablar de el.Contar mi opinion acerca de este mundo en mi blog de la rl.Lo hice, fui aseptica casi burlesca lo veia tan lejano a mi.Pero sin embargo volvi y me quede es una relacion amor odio.Me marque unos principios estar pero no estar ser invisible de hay el nombre de mi blog.Nunca he querido implicarme mucho en este mundo.
Quizas por eso me hice exploradora ,me gusta estar a mi bola,no soporto la hipocresia,ni entiendo el concepto de la amistad superflua que aqui se da tanto.Otros dirian que soy una arisca seguramente es cierto tambien.Todos los viajes son interiores ,desde el momento que entramos en este mundo todos somos viajeros pero como en la realidad cada uno utilizamos un transporte.Supongo que cada persona que esta detras del avatar vivimos esta experiencia de forma diferente.La mayoria es abierta otros yo incluida somos mas cerrados y ponemos nuestra coraza.Yo muestro aqui a una exploradora con un blog escrito como un cuento infantil la mayoria ve solo eso.A veces alguien te sorprende y rasca hasta encontrar mas alla.Cuando eso pasa te das cuenta de la magia de SL.Sigamos viajando eso es lo que cuenta peluquero.Saludos.

Aleixandre Biedermann dijo...

Gracias mi querida exploradora, tienes razon que hay mucha amistad superflua, pero en mi caso, siempre he intentado que la gente que me conoce, tenga en mi a alguien mas que un tio que ves cuando se conecta o se desconecta. Mi viajes tambien consiste en conocer los viajes de los demas, hasta donde ellos quieran revelar. Eso genera unos lazos afectivos y en ese momento es cuando (coincido contigo) uno siente la magia de la comunicacion entre personas que a lo mejor nunca se verán... Un abrazo y sí, a veces, incluso en un blog, uno puede entrever el viaje interior de la persona que lo escribe, su propia evolucion en sus sucesivos mensajes...